EL BUEN LADRON (CM)

Título

EL BUEN LADRON (CM)

Editorial

ANAGRAMA

ISBN
978-84-339-7682-6
Encuadernación
RUSTICA
Páginas
360
Nº de Edición
01ª
Año de edición
2012
Valoración media

Precio

9,90 €

  • Disponible en 1 semana
  • Envío gratuito Para compras superiores a 50 €, sólo para península

Sinopsis

Sinopsis
Ren ha perdido una mano en un accidente que no puede recordar, y a pesar de eso ha aprendido a robar muy bien. También es un buen chico, y aunque sólo tiene doce años, vive desde hace muchos en Saint Anthony, un sombrío orfanato de Nueva Inglaterra. Hay unos cuantos misterios en su vida, como las circunstancias en que perdió la mano izquierda, o su nombre, pues sólo tenía tres iniciales, REN, bordadas en la ropa que llevaba puesta cuando lo dejaron una noche lluviosa a las puertas de la institución. De vez en cuando, cada pocos meses, los muchachos del orfanato son puestos en fila para que los elijan aquellos que quieren un hijo, o mano de obra barata, o algunas cosas más siniestras. Los chicos saben que si no son adoptados por los granjeros del lugar, cuando tengan edad suficiente serán enviados al ejército. Claro que, en el caso de Ren, ¿quién va a querer a un chico demasiado crecido para hijo, muy pequeño para trabajador, y además manco? Hasta que un día llega al orfanato un hombre joven, Benjamin Nab, que dice ser el hermano mayor de Ren, y cuenta hazañas heroicas sobre su familia, la muerte de los padres, los combates con los indios. Todo es mentira, pero Benjamin convence a los curas para que le entreguen al chico. Y Ren aprenderá muy pronto que un niño listo, encantador y minusválido, que puede distraer y conmover a sus futuras víctimas, es una valiosa propiedad para un estafador como Nab. ¿Pero quién es realmente ese hombre, y qué relación tiene con el pasado de Ren? ¿Y por qué entre tantas mentiras se adivinan verdades tan extrañas? «Si le pillaron el punto al humor de Dickens, se pasean a sus anchas por la iconografía de Tim Burton y se rinden ante el oscuro encanto de lo gótico, pasarán un par de horas maravillosas a la zaga de El buen ladrón. Tan macabro como tierno y divertido» (Sonia Rueda, 20 minutos). «Se ha dicho que esta historia tiene mucho de Charles Dickens, aunque también el espíritu vital de esos huérfanos lanzados a la mentira y a la picaresca de la supervivencia puede recordar al errante Huckleberry Finn, huyendo y mintiendo sin parar» (Lilian Neuman, La Vanguardia).